Noticias

IV EDICIÓN DE LOS PREMIOS PARTICIPACIÓN DE EAPN-ES

Sin comentarios

El plazo de recepción de candidaturas finaliza el próximo 1 de junio de 2022

La Red Europea de Lucha contra la pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-España) convoca la IV Edición de los ‘Premios Participación’ #PremiosEAPN.

El objetivo principal de los #PremiosEAPN es reconocer a las diversas entidades sociales, empresas y/o administraciones públicas comprometidas y ejemplares en experiencias, procesos y metodologías de participación, así como los proyectos o iniciativas innovadoras. También pretenden potenciar y favorecer las relaciones entre proyectos, instituciones y organismos públicos y privados, desde lo local a lo estatal, vinculados al ámbito de la participación, en especial, de personas en situación o riesgo de pobreza o exclusión social.

Los premios constan de dos categorías:

  • Facilitadora del cambio social para organizaciones públicas o privadas que durante su trayectoria hayan sido motor en la promoción y generación de espacios de participación valorando especialmente el desarrollo de programas y/o prácticas permanentes.
  • Experiencia Transformadora donde se premiarán y reconocerán experiencias, iniciativas, proyectos y/o actuaciones destacadas en materia de participación.

El inicio del proceso de recepción de candidaturas se da por iniciado con la publicación de las bases.

Para proponer las candidaturas será necesario cumplimentar y enviar el formulario de candidatura al correo electrónico: participacion@eapn.es indicando en el asunto “IV Premio de Participación EAPN-ES”. Las candidaturas podrán enviarse hasta el 1 de junio de 2022 a las 23:59h.

El jurado estará formado por dos miembros de la Comisión Permanente de EAPN-ES, por una persona de reconocido prestigio en el ámbito social y de la participación a través de la representación de su organización o a nivel individual, por una persona representante del grupo de participación de EAPN-ES y una persona de la Secretaría Técnica.

El fallo del Jurado, será inapelable, y será publicado el 1 de julio de 2022.

El acto de entrega se celebrará en Gijón durante el próximo 27 de septiembre, en el marco del Encuentro Estatal de Participación de EAPN-ES.

¡Consulta las bases y participa!

#PremiosEAPN

EAPN AndalucíaIV EDICIÓN DE LOS PREMIOS PARTICIPACIÓN DE EAPN-ES
Leer más

Marcando la X Solidaria en la renta se lucha contra la pobreza y exclusión social

Sin comentarios
  • Marcar la casilla 106 de Fines Sociales en la renta puede mejorar la situación de más de un tercio de la población que vive en situación de pobreza y/o exclusión social en España.
  • 12,5 millones de personas se encuentran en riesgo de pobreza y exclusión social en España, de los cuales casi 3 millones son personas jóvenes y 1,4 millones están en situación de exclusión severa.

Las personas en riesgo de pobreza y/o exclusión social en España, no han hecho más que aumentar en los últimos años. La crisis sanitaria, social y económica que ha generado la pandemia de la COVID19, no ha hecho sino agravar la situación de millones de personas que ya estaban en una situación de extrema vulnerabilidad.

El indicador AROPE en 2020, recogido en el informe de EAPN-ES El estado de la pobreza seguimiento del indicador de pobreza y exclusión social en España 2008-2020, señala que 12,5 millones de personas (el 26,4% de la población) se encontraban en riesgo de pobreza y/o de exclusión social, lo que supone un aumento de más de un punto porcentual respecto al año anterior, es decir, unas 620.000 personas más que en 2019 están en riesgo de pobreza o exclusión social.  Datos que el informe de la Fundación FOESSA constata también, ya que pone de relieve el empobrecimiento de la población española como consecuencia de la pandemia: cuatro de cada diez personas están en situación de exclusión social, determina. Además, el informe también pone en evidencia que la pandemia ha tenido una mayor incidencia en las personas jóvenes (16 – 34 años): según los últimos datos la pandemia ha hecho que las cifras aumenten hasta los 2,7 millones personas jóvenes en situación de especial complejidad, 1,4 millones del total en exclusión severa.

Es por ello que las ONG siguen desarrollando cada año diversos proyectos que ayuden a los diferentes colectivos que se encuentran en riesgo de pobreza y/o exclusión social: personas sin hogar, personas con discapacidad, mujeres, infancia y familia, personas migrantes, población gitana, personas mayores, población rural… todas ellas, hombres, mujeres y niños y niñas de todas las edades, son ayudadas por las ONG a través de distintos proyectos financiados gracias a las personas contribuyentes que marcan la casilla 106 de Fines Sociales o X Solidaria en su declaración de la renta.

Gracias a las personas que la marcan, las organizaciones sociales pueden tomar medidas que pongan freno a esta desigualdad latente, ya que, como destaca también FOESSA “el Índice Sintético de Exclusión Social (ISES) ha aumentado un 31% para el conjunto de los hogares y que es el grupo de la exclusión severa en el que las distintas desigualdades se multiplican, el que se encuentra claramente amenazado de fractura respecto del resto de la sociedad.” Por ello es tan importante marcar la X Solidaria en la renta, ya que, 679.408 familias en España, según una estimación propia basada en los datos del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, reciben ayuda directa, para las que se destina un importe total de casi 690 mil euros de la recaudación anual.

Para seguir haciendo posible que esta ayuda se haga real y siga llegando a todos esos hogares y familias, así como a las personas que lo necesitan, las ONG siguen pidiendo año tras año, que en el periodo de la renta se realice este sencillo gesto que pone en marcha un sistema de ayuda y de respaldo social para intentar que ninguna persona se quede atrás. De esta manera, de entre los diversos programas financiados gracias a la X Solidaria, destaca el Programa de sensibilización y concienciación sobre la despoblación y la necesidad de emprendimiento en el medio rural de COCEDER, para lo cual desarrolla itinerarios integrados de inserción sociolaboral que promueve la inclusión social y lucha contra la pobreza. Gracias a este proyecto más de 1.100 personas fueron beneficiarias directas y un 24% de ellas han mejorado la inserción laboral. Además de este proyecto, gracias al IRPF, COCEDER también realiza el programa de Formación y apoyo a la inserción sociolaboral de las mujeres del medio rural para favorecer el empleo y su inclusión social; así como desarrolla, en diferentes comunidades autónomas, un programa de atención urgente a personas con especial necesidad del medio rural, con distribución de alimentos y suministros básicos para las personas en riesgo de exclusión social.

Por su parte gracias a la X Solidaria, UNAD, la Red de Atención a las Adicciones, trabaja con personas reclusas y exreclusas con problemas de adicciones en centros penitenciarios y fuera de ellos. Solo en 2021, la red UNAD desarrolló seis programas marco en los que se atendieron a más de 1.300 personas privadas de libertad en áreas como la integración sociolaboral, la sensibilización de hombres en materia de igualdad de género o la educación para la salud. De esta manera, UNAD atiende las distintas vulnerabilidades de la población reclusa con problemas de adicciones.

Con la casilla 106 de Fines Sociales también se financian programas para la promoción y la igualdad de oportunidades de la población gitana. Como parte de toda su actividad, la Fundación Secretariado Gitano (FSG), gracias al IRPF, acompaña a las familias gitanas en peor situación social y económica con servicios de atención a sus necesidades básicas, en coordinación con los recursos públicos. También apoya y orienta a las familias en el acceso a una vivienda digna e inclusiva y favorece la promoción de su salud. Trabaja para romper el círculo intergeneracional de la pobreza y la exclusión social, y para facilitar el acceso a oportunidades socioeducativas de calidad a niños y niñas gitanas. Así mismo favorece la inclusión social de mujeres gitanas con mayores dificultades y las acompaña en su proceso de empoderamiento para que formen parte activa en la sociedad.

Esta ayuda también llega a las personas con discapacidad, para evitar su exclusión social, de esta manera COCEMFE desarrolla un programa de inclusión laboral dirigido a promover el derecho al empleo de las personas con discapacidad física y orgánica, el desarrollo de su carrera profesional, y el acceso al mercado laboral. Para ello dispone de una red nacional de servicios de empleo, gracias al cual, en 2021, acompañaron a 1.482 empresas del país para su conversión en empresas inclusivas y socialmente responsables mediante la contratación de personas con discapacidad y la incorporación transversal de las necesidades de este grupo social en todas sus líneas de acción.

En relación a la prevención de la exclusión social en la infancia, desde Scouts de España trabajan en programas vinculados con el ámbito de la salud, el emprendimiento o los derechos de la infancia con niños, niñas, adolescentes y jóvenes. En todos ellos, se prioriza la inclusión no sólo de menores de colectivos desfavorecidos, sino también con distintas capacidades (físicas, psíquicas y sensoriales), niños/as y familias migrantes y todos aquellos que por su condición social y/o económica no pueden acceder a las actividades de ocio y tiempo libre. De este modo, participamos de un enfoque del tiempo libre, que entiende la educación como un mecanismo de transformación social, a través de la educación en valores y la implicación en los contextos más cercanos.

La campaña “X Solidaria”, dirigida a informar y sensibilizar a las personas contribuyentes para que marquen la casilla 106 de Actividades de Interés Social en su declaración de la renta anual, es coordinada por la Plataforma de ONG de Acción Social y cuenta con el apoyo de la Plataforma del Tercer Sector, la Plataforma del Voluntariado de España, la Red de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-ES), el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), la Plataforma de Infancia y la Coordinadora de ONG para el Desarrollo-España.

EAPN AndalucíaMarcando la X Solidaria en la renta se lucha contra la pobreza y exclusión social
Leer más

Día Nacional en España de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad

Niñas y niños con discapacidad, inclusión desde el principio

Manifiesto del Movimiento CERMI

El 3 de mayo fue declarado por el Gobierno, mediante decisión del Consejo de Ministros, y a sugerencia del CERMI, Día Nacional en España de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de 13 de diciembre de 2006, conmemorando así la fecha en que este tratado internacional de derechos humanos entró en vigor en todos los Estados parte, incluida España.

El propósito de este Día Nacional es generar conocimiento y provocar toma de conciencia, en todas las instancias, operadores, agentes y grupos de interés, de la discapacidad como una parte, digna y valiosa, de la diversidad humana, que solo puede entenderse y abordarse como una cuestión de derechos humanos.

La inclusión, el bienestar y los derechos de las personas con discapacidad deben necesariamente comenzar desde el principio, es decir, desde la infancia, pues las niñas y los niños con discapacidad y su entorno familiar, están más expuestas a la quiebra de sus derechos y a sufrir la carencia de apoyos y recursos que comprometan su proceso de inclusión, en esta primera etapa decisiva de sus vidas, condicionando gravemente las posteriores.

Según la última información estadística disponible (EDAD 2020, presentada en abril de 2022), en España hay 106.300 personas de entre seis y quince años que presentan alguna discapacidad, 70.300 niños y 36.000 niñas.

La noción de discapacidad de la Convención de 2006, conforme al modelo social, establece que las personas con discapacidad incluyen a aquellas que tengan deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales a largo plazo que al interactuar con diversas barreras pueden impedir su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás. Por tanto, la consideración de personas con discapacidad, por supuesto también en la infancia, no cabe limitarla a aquellas que pudieran tener reconocido administrativamente un grado de discapacidad, sino que abarca a todas las personas que presenten una discapacidad con arreglo a la definición de la Convención.

Las niñas y los niños con discapacidad, como consagra el artículo 7 de la Convención de 2006, forman parte inseparable de la infancia, que es plural y diversa, con la que por justicia han de relacionarse e interactuar como unos iguales más, en entornos compartidos, inclusivos y respetuosos, sin que sean admisibles separaciones divisivas que los aparten de la vida en comunidad. Han de tener garantizada la relación interpersonal con todos los niños y niñas, incluidos los de su misma discapacidad.

Las niñas con discapacidad están particularmente sometidas a múltiples formas de discriminación, por lo que resulta esencial considerarlas como tales en todas las iniciativas, estrategias y acciones para adoptar adicionalmente las medidas precisas que aseguren que puedan disfrutar plenamente y en igualdad de condiciones que las demás niñas, de todos los derechos humanos.

Las situaciones de discapacidad y las causas que las generan en la infancia deben apreciarse e identificarse lo más tempranamente posible, para lo cual los sistemas públicos de servicios sociales, de salud y educativos, en colaboración con el movimiento asociativo de la discapacidad, han de actuar eficaz y cooperativamente, a fin de preparar cuanto antes el programa integral y personalizado de apoyos que ha de acompañar a estas niñas y niños y a sus familias desde las primeras etapas vitales para proporcionar y asegurar un itinerario eficaz de inclusión.

La atención temprana y el desarrollo infantil, orientados siempre al logro de la máxima autonomía personal, con la participación de las familias, que han de disponer de apoyos efectivos, deben regularse como derechos subjetivos exigibles, vinculantes, universales y gratuitos para toda la infancia con discapacidad, así como con deficiencias o alteraciones de salud y en el desarrollo susceptibles de generar una situación de discapacidad, en condiciones de igualdad y sin distinciones hirientes por razón del territorio en el que se resida, sin retrasos y con la celeridad debida para abordar cuanto antes su situación de vulnerabilidad.

La educación, bien social de primera magnitud, es la base de una comunidad abierta y decente. El movimiento CERMI reitera su compromiso firme e indeclinable con la educación inclusiva, con apoyos efectivos y personalizados para este alumnado, horizonte al que hay que transitar con total determinación y colaboración de la comunidad educativa, con el liderazgo de las Administraciones educativas y mediante el diálogo civil con el sector social de la discapacidad.

El derecho a la salud y la garantía de una atención y prestaciones sanitarias de calidad, en las que se incluye la detección, el diagnóstico precoz y la prestación ortoprotésica, resultan cruciales para la infancia con discapacidad, que ha de gozar de estos derechos de manera inmediata, sin restricciones, barreras ni dilaciones.

Las niñas y los niños con discapacidad ha de tener garantizados relaciones y entornos seguros, en los que quede preservada siempre su integridad y bienestar, protegidos contra cualquier forma de violencia, maltrato y abuso, especialmente del acoso asociado a motivos de discapacidad y preservados contra la privación lingüística.

La discapacidad no es neutra en términos económicos y de renta. Las familias de personas con discapacidad y por tanto las niñas y los niños con discapacidad que en ellas viven, sufren más intensamente el riesgo de la pobreza y la exclusión, ya que la discapacidad lleva consigo casi siempre menor renta disponible y también mayor gasto, dándose el llamado agravio económico por motivos de discapacidad. Estas familias ingresan menos y gastan más.

Contra esta situación lacerante, se ha de prestar una consideración especial a la discapacidad, para otorgarle el mejor tratamiento en todas las políticas y sistemas de protección social y de salud (Seguridad Social, Sistema Nacional de Salud, servicios sociales, autonomía personal y atención a la dependencia, rentas básicas, fiscalidad, etc.), que compense o al menos atenúe ese castigo económico añadido.

La pobreza causa discapacidad y la discapacidad agudiza la pobreza y la exclusión, en las familias y en la infancia, por lo que todas las estrategias de lucha contra este mal social han de considerar a las niñas y los niños con discapacidad, ofreciendo respuestas reforzadas que aseguren unas condiciones dignas de vida y permitan el mejor desarrollo personal. La próxima implantación en España de la Garantía Infantil, como mecanismo específico dirigido al bienestar de la infancia, ha de asumir la dimensión inclusiva de atención intensificada a las niñas y los niños con discapacidad.

Las niñas y los niños con discapacidad tienen derecho a una imagen social positiva y respetuosa, apartada de sesgos y estereotipos, como parte de una diversidad humana valiosa en sí misma, que genere en la comunidad espirales de consideración y aprecio.

El ocio es una actividad de primera importancia para la infancia, incluidos por supuesto los niños y las niñas con discapacidad, que han de poder disfrutar de entornos recreativos y deportivos sin barreras ni exclusiones, contando con los apoyos necesarios para interactuar y participar en sus comunidades, favoreciendo el libre desarrollo y la formación de su personalidad.

La infancia con discapacidad que con sus familias reside en el medio rural sufre una exclusión acentuada, con muchos menos recursos y con la presión permanente de tener que abandonar su entorno de pertenencia para acudir a la ciudad en espera de recibir los apoyos que necesitan. Así pues, las niñas y los niños con discapacidad, y sus familias, deben figurar como dimensión específica en todas las políticas públicas de desarrollo rural inclusivo y de lucha contra la despoblación.

Las niñas y los niños en los que además de la discapacidad concurre otra condición o factor de exclusión múltiple (racial, étnico, migrante, protección internacional, familia monoparental, etc.) ven incrementados exponencialmente el riesgo o la amenaza para sus derechos, por lo que estas situaciones de discriminación deben ser abordadas interseccionalmente a fin de ofrecer protección más intensa y reforzada.

La infancia con discapacidad está expuesta a sufrir más acusadamente el aislamiento social. Es preciso combatir por todos los medios la soledad forzosa en los niños y las niñas con discapacidad.

Los datos y estadísticas oficiales han de reflejar la variable de infancia con discapacidad, allí donde esta sea un elemento relevante, diferenciada por sexo, ofreciendo una imagen fiel y actualizada de su realidad social, con el fin de proporcionar información rigurosa que permita adoptar las mejores decisiones legislativas y de políticas públicas.

Las niñas y los niños con discapacidad tienen personalidad, identidad y voz propias y están llamados a construir las decisiones que les afecten. Por ello, deben ser escuchados y tenidos en cuenta y han de estar en condiciones de participar plenamente, con los apoyos que puedan precisar, en todos los espacios relevantes para su desarrollo personal, incluidas las organizaciones de personas con discapacidad y sus familias.

La infancia con discapacidad ha de ocupar una posición de máxima relevancia en las políticas públicas de un país que se considere avanzado socialmente y en la agenda política de cambio de los movimientos sociales tanto de la discapacidad como de la infancia, sectores que han de cooperar estrechamente desarrollando estrategias compartidas de mutuo refuerzo.

EAPN AndalucíaDía Nacional en España de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad
Leer más

La confianza como pilar del Liderazgo

Ya se han llevado a cabo la mitad de los Talleres formativos: liderazgo y diversidad de talento en las provincias de Cádiz, Córdoba, Málaga y Sevilla, con gran acogida por parte de las personas representantes de las entidades pertenecientes a EAPN Andalucía.
Aunque las palabras que más relevancia tienen a lo largo del programa son Liderazgo, Diversidad e Inclusión, el pilar de todas ellas es la Confianza y por eso comenzamos con diferentes dinámicas que tienen por objetivo no solo romper el hielo entre los asistentes, sino tomar consciencia de la importancia para lograr cualquier objetivo en una organización, el poder crear un espacio donde todos sus miembros se puedan mirar a los ojos y mostrarse tal y como son.
Una vez logrado ese reto, la función del líder será apostar por una estructura más horizontal que vertical, dando cabida a la amplia diversidad de personas y pensamientos que coexisten en la entidad, haciéndolos sentir valorados y escuchados, y fomentando así su necesidad básica de pertenencia y contribución social.
Invitamos a las entidades pertenecientes a las redes de Granada, Huelva, Almería y Jaén a participar en los próximos talleres.
Os dejamos las fechas:

 

Nuestro proyecto DIVERSIDAD E INTEGRACIÓN EN LAS ENTIDADES SOCIALES está financiado por la Consejería de Igualdad Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación con cargo a la asignación tributaria del 0,7% del IRPF.

EAPN AndalucíaLa confianza como pilar del Liderazgo
Leer más

Marcar la casilla de Fines Sociales o X Solidaria en la renta es un gesto extraordinariamente normal que ayuda a millones de personas

Un 46% de personas no marca Fines Sociales en su renta, lo que supone casi 10 millones de personas que permitirían recaudar 631 millones de euros para los programas que realizan las ONG

Las ONG españolas se han unido en el Palacio de la Prensa de Madrid para presentar, coincidiendo con el inicio del periodo de la renta, su campaña informativa de la X Solidaria que anima a las personas contribuyentes a marcar la casilla 106 de Actividades de Interés Social en su declaración. Gracias a este sencillo gesto, cada año, se realiza algo extraordinario: seguir impulsando distintos proyectos sociales cuyo objetivo es ayudar a millones de personas que lo necesitan y, a su vez, a crear una sociedad más justa, inclusiva e igualitaria que no deje a nadie atrás.

Afortunadamente este gesto tan extraordinario también comienza a ser de lo más normal, tanto que ya más de la mitad de la población lo realiza cuando hace su declaración de la renta: más de 11 millones y medio de personas marca la casilla de Fines Sociales; sin embargo, todavía hay un 46% de personas declarantes que no lo hace. En total casi 10 millones de personas no marcan la casilla 106 en su declaración de la renta; si lo hiciesen, se podría llegar a recaudar hasta 631 millones de euros para proyectos sociales. En 2021 se han recaudado 386 millones, lo que ha supuesto una bajada del 0,61% respecto a la recaudación del año anterior debido a la crisis sanitaria, económica y social que ha supuesto la COVID19. Crisis que pone en evidencia la necesidad de que más personas se sigan sumando a marcar la casilla X Solidaria para seguir apoyando a las personas que más lo necesitan y a la sociedad.

Por ello, el Palacio de la Prensa ha acogido hoy un coloquio, organizado por las ONG de Acción Social y  moderado por la periodista Andrea Ropero, en el que han participado la directora general de Diversidad Familiar y Servicios Sociales del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, Patricia Bezunartea; la presidenta de la Plataforma de ONG de Acción Social, Yolanda Besteiro; el presidente de la Plataforma del Tercer Sector, Luciano Poyato; y dos personas beneficiarias de la X SolidariaMª Ángela Serrano Ramiro, beneficiaria y voluntaria del programa Punto de información y asesoramiento integral para la mujer víctima de violencia de género y/o en riesgo de exclusión social, financiado por IRPF y que desarrolla la organización Movimiento por la paz –MPDL- ; y Mª Dolores Sanz, beneficiaria de la Formación en informática básica y herramientas digitales, así como del programa Sensibilización difusión y prevención de los malos tratos y abusos a personas mayores de la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España – UDP. Tanto Mª Ángela como Mª Dolores han participado en este encuentro en representación de los millones de personas que, teniendo diferentes perfiles y realidades distintas, mejoran su calidad de vida gracias a los programas que se llevan a cabo a través de las aportaciones de la casilla 106 de Fines Sociales de la renta.

La periodista Andrea Ropero, que ha presentado por primera vez esta iniciativa solidaria, tras dar la bienvenida a las personas asistentes al acto, así como presentar el spot y un vídeo digital de la campaña X Solidaria de este año, ha iniciado el coloquio entre todas las personas participantes.

Durante el encuentro la directora general de Diversidad Familiar y Servicios Sociales del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, Patricia Bezunartea, ha destacado que la campaña de la X Solidaria tiene un valor enorme porque es una manera de acercar a la sociedad a muchas realidades que, en ocasiones, no se tienen presentes; además de dar a la ciudadanía la posibilidad de participar de forma directa en las políticas públicas.” También ha querido resaltar que la campaña es un ejemplo de trabajo colaborativo, “una alianza entre las Administraciones Públicas y el Tercer Sector de Acción Social que es mutuamente beneficiosa para ambas partes y, sobre todo, para el conjunto de la sociedad ya que permite sumar fuerzas para que la sociedad sea más justa cuide a las personas que la componen, garantice derechos y vidas dignas y que permita las mayores cotas de bienestar.”

A la intervención de Patricia Bezunartea, la presidenta de la Plataforma de ONG de Acción Social, Yolanda Besteiro, ha añadido que la X Solidaria supone “una red entre la Administración, las ONG y la sociedad para ayudar a las personas que más lo necesitan de nuestro país” y que, todavía hay un 46% de la población que no marca la casilla solidaria de la renta “seguramente porque desconocen que no les cuesta nada: ni pagan más ni les devuelven menos”, ha apuntado. Sin embargo, ha querido destacar que, si todas las personas contribuyentes la marcasen en su renta “las ONG podríamos multiplicar nuestra labor, ya que la recaudación llegaría hasta los 631 millones de euros, lo que sin duda supondría un antes y un después para la vida de millones de personas a las que las ONG podrían ayudar.” Algo que, como ha apuntado, “cada año, vamos consiguiendo un poco más ya que en 2021, las personas que marcan la casilla solidaria de la renta, a pesar de las duras circunstancias que vivimos con la pandemia, aumentaron en 118 mil personas respecto al año anterior, algo que para las ONG es un aliento para continuar con su labor.”

Respecto “al duro y complicado contexto que vivimos como sociedad en el que toda la ciudadanía, pero especialmente las personas en situación de pobreza y exclusión social, se enfrentan a numerosos problemas y vulneraciones de derechos” el presidente de la Plataforma del Tercer Sector, Luciano Poyato, ha querido destacar que la campaña de la X Solidaria significa también que las ONG puedan “desarrollar acciones para paliar la emergencia social, así como abordar los problemas estructurales para dar a quienes más lo necesitan, soluciones y respuestas eficaces en pro de alcanzar una sociedad más justa, inclusiva e igualitaria” y por ello ha animado a las ciudadanas y ciudadanos de nuestro país a que “descubran el poder y el impacto de este sencillo gesto” para que sigan marcando Fines Sociales en su declaración de la renta porque, sabiendo que “su impacto es enorme y duradero ¿Quién no querría hacerlo?

A continuación, Andrea Ropero se ha centrado en los testimonios de Mª Ángela Serrano y Mª Dolores Sanz, ambas beneficiarias de la X Solidaria gracias a las personas que marcan la casilla 106 de Fines Sociales en su renta. Mª Ángela Serrano, beneficiaria del programa Punto de información y asesoramiento integral para la mujer víctima de violencia de género y/o en riesgo de exclusión social del Movimiento por la Paz -MPDL-, financiado con el IRPF, ha querido contar su experiencia y los principales apoyos que ha recibido en este proceso destacando que, “gracias a este proyecto financiado con la X Solidaria he salido adelante. Empecé con muchísimo miedo, no sabía quién era, pero en el Movimiento por la Paz encontré una familia que me dio la mano y la ayuda que necesitaba.” Una ayuda que, como ha querido destacar en su diálogo con la periodista, le ha servido para “ir con la cabeza bien alta. El proceso ha sido largo pero ahora me siento libre, me siento bien, siento que soy persona. Por eso ahora quiero ser voluntaria, para poder ayudar a las demás mujeres.”

A su testimonio se ha sumado el de Mª Dolores Sanz, beneficiaria de la Formación en informática básica y herramientas digitales, así como del proyecto de Sensibilización difusión y prevención de los malos tratos y abusos a personas mayores, ambos financiados por la X Solidaria y gestionados por la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España – UDP (UDP). Ella ha querido contar, desde su experiencia, las barreras a las que se enfrentan las personas mayores a la hora de acceder a los servicios digitales destacando que “las personas mayores cada día tienen más barreras, si no tienen formación en competencias digitales, se sienten arrinconada/os”; además ha añadido que “para mi ha supuesto un gran avance, con la ayuda de la X Solidaria yo me he formado y me ha ayudado a no depender de nadie para hacer gestiones del día a día que cada vez está más digitalizado todo”. Además, nos cuenta desde su experiencia como voluntaria para la cual “la X Solidaria me ha aportado muchas cosas, ya que acompañamos a personas mayores y no nos sentimos solas y solos, hacemos cosas juntas, nos escuchamos y nos sentimos bien”.

Para cerrar el coloquio tanto Mª Dolores Sanz como Mª Ángela Serrano han querido transmitir a la ciudadanía la importancia que tiene para las personas como ellas que se marque la X Solidaria en la renta, lo que hace posible que, millones de personas con distintas realidades y vivencias, se beneficien de esta solidaridad ciudadana y tengan la ayuda que necesitan: “es bueno que marquéis la X Solidaria para que las organizaciones sigan adelante con su labor y siempre estén ahí a nuestro lado.”

La campaña “X Solidaria”, dirigida a informar y sensibilizar a las personas contribuyentes para que marquen la casilla 106 de Actividades de Interés Social en su declaración de la renta anual, es coordinada por la Plataforma de ONG de Acción Social y cuenta con el apoyo de la Plataforma del Tercer Sector, la Plataforma del Voluntariado de España, la Red de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-ES), el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), la Plataforma de Infancia y la Coordinadora de ONG para el Desarrollo-España.

Más informaciónwww.xsolidaria.org   Síguenos en redes sociales #MarcarLaXesLoNormal

EAPN AndalucíaMarcar la casilla de Fines Sociales o X Solidaria en la renta es un gesto extraordinariamente normal que ayuda a millones de personas
Leer más

EAPN ANDALUCÍA REIVINDICA LA PRIORIDAD EN EL COMPROMISO POLÍTICO ANTE LA SITUACIÓN DE POBREZA

Reunidas el día 6 de abril de 2022, las entidades sociales que conforman la Red Andaluza de Lucha contra la Pobreza y Exclusión Social, EAPN-Andalucía, manifiestan su preocupación por la agravante situación de desigualdad de pobreza y exclusión social en toda España y Andalucía, comunidad especialmente castigada por la crisis socioeconómica actual, ya que lastra una situación de marcada desventaja, situándose desde hace años entre las tres regiones con mayores tasas de Pobreza.

El impacto socioeconómico de la pandemia COVID-19, sumado a las consecuencias del conflicto bélico en Ucrania, han producido una crisis económica y social, cuyo efecto más inmediato es el incremento de la inflación. Las personas mas vulnerables se enfrentan a numerosas dificultades entre las que se encuentran el encarecimiento de los recursos básicos como la alimentación, los suministros, etc.

Después de dos años sufriendo las consecuencias de la crisis socio-sanitaria, seguimos sin tener atisbos de recuperación económica, con un agravamiento de la pobreza y exclusión social, siendo los procesos de inclusión social cada vez más complicados.

Las entidades sociales están jugando un papel fundamental en la lucha contra las situaciones de vulnerabilidad de la actual crisis socioeconómica, apostando por reducir las desigualdades sociales y enfrentándose a la incertidumbre continua en la que estamos inmersos. Por todo esto, solicitamos estrategias y políticas sociales con menor carácter asistencialista y más integradoras y transversales, que contemplen a las personas en su totalidad, de manera que puedan realizarse intervenciones transformadoras, tan necesarias en los tiempos que vivimos. Por todo ello, esperamos y reivindicamos que la situación de exclusión que viven muchas personas y familias en Andalucía sea una prioridad en los compromisos que asuman los partidos cara a la próxima legislatura en Andalucía.

Desde EAPN Andalucía instamos a la Unión Europea y a los dirigentes de los Estados miembro que la componen a acordar medidas preventivas y organizativas para hacer frente a las situaciones derivadas de los conflictos, recordando que hoy en día existen en el mundo 51 en activo como la guerra en Ucrania, en la que millones de personas se han visto obligadas a salir de su país en la más absoluta situación de incertidumbre, siendo fundamental hacer frente a estas situaciones de exilio y otorgar de un refugio digno a tantas familias que lo necesitan. Las consecuencias para las personas de estos conflictos bélicos afectan a largo plazo, no sólo en Ucrania, sino en toda Europa. Esta guerra, como todas, solo genera muerte, miseria y odio que recordarán generaciones venideras. Por ello, todas las entidades que conforman la red andaluza de lucha contra la pobreza condenan estas guerras y se solidarizan con las víctimas recordando a los gobiernos que todas las víctimas de todos los conflictos merecen, por igual, la solidaridad de los pueblos y la protección de los gobiernos.

EAPN AndalucíaEAPN ANDALUCÍA REIVINDICA LA PRIORIDAD EN EL COMPROMISO POLÍTICO ANTE LA SITUACIÓN DE POBREZA
Leer más

CONTENER LOS PRECIOS, PROTEGER EL EMPLEO, FRENAR EL DETERIORO DE NUESTRAS CONDICIONES DE VIDA

Desde EAPN Andalucía, nos unimos al Manifiesto de CCOO y UGT por el control de precios de la energía.

MANIFIESTO

La sociedad española vive con una profunda preocupación y gran malestar la escalada desbocada de los precios que desde hace meses sufrimos en nuestro país. El pasado mes de febrero la inflación alcanzó una nueva cifra histórica situándose en el 7,6%, su nivel más alto desde 1986. La tensión de los precios de la electricidad, gas, los carburantes y otras materias primas se está trasladando al precio del resto de bienes y servicios que ya suben de forma generalizada. Las perspectivas no son buenas. Toca actuar con celeridad.

El deterioro de las condiciones de vida de familias y personas trabajadoras y consumidoras, del tejido productivo, y del conjunto de la ciudadanía, es muy palpable. Mes a mes las facturas de la luz, la calefacción, la gasolina, los alimentos, la vivienda o el transporte aumentan y detraen cada vez más y más recursos.

El conjunto de la sociedad está sufriendo esta situación, pero es la población más vulnerable, la que no llega a fin de mes o lo hace con dificultades, quienes la padecen de forma más cruel. La desigualdad y la pobreza eran problemas urgentes antes de que se iniciara esta escalada de los precios. En esta situación, estos problemas, que tienen rostro, que tienen nombres y apellidos, deben abordarse de manera inaplazable.

Al mismo tiempo, mientras el oligopolio de las empresas multinacionales energéticas saca tajada en este escenario, y obtiene beneficios históricos, millones de consumidores y consumidoras y personas usuarias, cientos de miles de pequeñas y medianas empresas y de autónomos y autónomas, o los sectores productivos de alto consumo energético, se están viendo perjudicados por este aumento disparatado de los precios.

Todo hace prever que la injustificable guerra iniciada por Rusia con la invasión de Ucrania tendrá como consecuencia una aceleración de la inflación que pone en riesgo el acceso a bienes y servicios esenciales, la recuperación económica y la creación de empleo intensificando los problemas de desigualdad y pobreza.

Ante este escenario es urgente que el Gobierno de España y la Unión Europea actúen de forma contundente. Tienen la obligación de desplegar todas las iniciativas que sean necesarias para poner fin a esta escalada de los precios, para atajar comportamientos especulativos y para proteger y dar seguridad al conjunto de la ciudadanía.

Las organizaciones sociales que suscribimos este manifiesto exigimos a las autoridades públicas que:

Cambien el irracional sistema marginalista de fijación del precio de la electricidad, controlando alzas desmesuradas, y topen el precio máximo del MWh en la subasta, porque no puede ser que los precios del gas marquen el precio de la electricidad que se genera a través de otras tecnologías más baratas.

Pongan fin a los beneficios extraordinarios y abusivos de las empresas eléctricas y de hidrocarburos que venden productos a precios de futuras materias almacenadas y aprueben medidas contra la especulación de los precios de los productos básicos, porque mientras la gran mayoría sufrimos esta situación no puede ser que haya quien saca tajada de la desgracia.

Aceleren las inversiones para reducir la dependencia energética externa y fomenten el uso del transporte público, porque necesitamos ganar autonomía estratégica en el ámbito energético.

Protejan a la ciudadanía y las familias, la solidaridad es la base del modelo social europeo, que debemos cuidar y extender.

Apoyen a los sectores productivos que más energía consumen, porque debemos proteger nuestra industria, nuestra agricultura y ganadería, nuestra pesca, o el papel vertebrador del transporte en toda la cadena de valor de la actividad económica, y los empleos que generan, que han demostrado ser, entre otros, unos sectores absolutamente estratégicos para nuestro futuro.

Activen el mecanismo RED para evitar despidos porque es necesario proteger el empleo, así como llegado el caso mecanismos similares para los autónomos y autónomas.

Controlen los precios de los alquileres evitando que se revaloricen con el IPC, porque tener una vivienda en la que poder vivir es una necesidad, no un lujo.

MANIFIESTO COMPLETO

EAPN AndalucíaCONTENER LOS PRECIOS, PROTEGER EL EMPLEO, FRENAR EL DETERIORO DE NUESTRAS CONDICIONES DE VIDA
Leer más

Nueva edición del concurso #MicrorrelatosEAPN

Bajo el título de ‘Reescribe la pobreza’, el certamen busca el mejor relato en 100 palabras sobre la pobreza y la exclusión social

#ReescribeLaPobreza

La Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-ES) convoca el VIII Concurso de microrrelatos ‘Reescribe la pobreza’, con el objetivo de llamar la atención sobre las situaciones de exclusión social y pobreza que sufren diariamente millones de personas en nuestro país.

Buscamos las mejores historias con un máximo de cien palabras que denuncien, describan o llamen la atención sobre las situaciones de exclusión social, los discursos del odio y la aporofobia, pero también valores como la solidaridad, la empatía y la lucha contra la discriminación.

¡CONSULTA LAS BASES DEL CONCURSO!

El plazo para enviar los microrrelatos finalizará el 21 de abril de 2022 a las 23 horas.

#MicrorrelatosEAPN

EAPN AndalucíaNueva edición del concurso #MicrorrelatosEAPN
Leer más

MANIFIESTO DEL 8 DE MARZO

#8Mcontralapobreza

En el Día Internacional de la Mujer, la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-ES), que reúne a las organizaciones del Tercer Sector de Acción Social, comprometidas con la prevención y erradicación de la pobreza y la exclusión, quiere explicitar con claridad que: 

El contexto de crisis social, económica y sanitaria generado en torno a la COVID-19, ha evidenciado la fragilidad de los derechos alcanzados por las mujeres y la desigualdad previa ya existente, sostenida por un sistema social, político y económico que trata de manera no equitativa a hombres y mujeres.

A pesar de que todavía no contamos con todos los datos necesarios para medir el impacto real de la COVID-19 en las mujeres, todo apunta a que la situación de desigualdad de la que partíamos se ha agudizado: el desempleo ha crecido considerablemente, siguen asumiendo la mayor parte de la responsabilidad del cuidado de la familia, siguen teniendo un salario inferior, siguen ahorrando menos y teniendo trabajos mucho menos seguros, con un mayor impacto de la fiscalidad en las mujeres por sus salarios más bajos. Por otra parte, el desempleo siempre ha sido superior entre las mujeres que entre los hombres. En el año 2021, la tasa de paro femenina es del 16,71 %, y la de hombres del 13,05 %, lo que supone una diferencia del 28%. Entre las mujeres paradas el 25,6% son paradas de larga duración (llevan 2 años o más buscando empleo), mientras que entre los hombres parados se encuentran en esta situación el 22,2%.

Es necesario generar unas condiciones laborales y empleos de calidad para las mujeres a todos los niveles, ya que tanto en los sectores que requieren de una menor cualificación, como en aquellos con mayor nivel de exigencia, las mujeres se encuentran con condiciones precarias o en desventaja, lo que las impide desarrollarse profesionalmente. La tasa de trabajo a tiempo parcial entre las mujeres ha sido siempre extraordinariamente superior a la de los hombres. Para el año 2021, el empleo a tiempo parcial ocupa al 22,4 % de las mujeres y sólo al 6,5 % de los hombres. Además, en 2021 el 11,0% de las mujeres son trabajadoras de los servicios de salud y el cuidado de personas, mientras que tan solo tienen esta ocupación el 2,7 % de los hombres. La recientemente aprobada Reforma Laboral debería atajar la problemática de la temporalidad, la precariedad y la irregularidad en el empleo femenino.

Esta situación de desigualdad ha visibilizado la enorme vulnerabilidad de nuestro sistema en un aspecto esencial: los cuidados. Estos se encuentran principalmente en manos de las mujeres y están invisibilizados, precarizados e infravalorados. Se ha evidenciado que faltan medidas de protección y de corresponsabilidad. Desde EAPN-ES subrayamos la necesidad de que se mida el impacto real de esta crisis en el ámbito de los cuidados, así como el impacto global de la pandemia en las mujeres.

En este contexto, ¿qué perspectivas de futuro tienen las mujeres en situación de pobreza y exclusión a día de hoy? Esas mujeres que no han podido incorporarse al mercado laboral, que sufren el desempleo y la precariedad, y que, sin medidas adaptadas y específicas, quedan relegadas al espacio patriarcal de los cuidados y el hogar.

Es muy importante añadir una mirada interseccional, entendiendo que las mujeres no son un grupo homogéneo y que no están igualmente posicionadas en la estructura social, sino que existen otros factores, como la clase, la etnia, el lugar de procedencia, la orientación sexual, la edad o la discapacidad, etc. que condicionan e influyen en las situaciones de discriminación y violencia que se ejercen contra ellas.

Por último, no podemos dejar de recordar la situación de las mujeres en los conflictos bélicos, que hoy vemos reflejada en la guerra de Ucrania. La violencia contra mujeres y niñas en las zonas de conflicto se manifiesta de manera cruel en las violaciones y abusos sistemáticos que sufren, que las convierten en un mero botín de guerra.

Ante esta situación, no hay cabida para el cuestionamiento de una realidad que como Red Europea de Lucha contra la Pobreza conocemos muy de cerca. Por ello, reivindicamos que las autoridades realicen una serie de acciones:

  • La elaboración de un informe del impacto de la COVID-19 en las mujeres analizando las distintas circunstancias de interseccionalidad que influyen directamente en esa desigualdad y en las limitaciones de acceso a derechos.
  • La implementación de los fondos estructurales y de los fondos europeos para la reconstrucción con perspectiva de género, poniendo el foco en las mujeres que han sufrido la crisis humanitaria provocada por la pandemia.
  • La implementación de medidas concretas en materia de protección y corrección de las desigualdades, así como del impacto de la violencia contra las mujeres y niñas e
  • El cumplimiento del el Objetivo de Desarrollo Sostenible Nº 5, poniendo fin a todas las formas de discriminación contra las mujeres y niñas, que no es solo un derecho humano básico, sino que además es crucial para el desarrollo sostenible.

En EAPN-ES creemos necesaria una transformación social que ponga en el centro la sostenibilidad de la vida, construyendo un sistema global con políticas públicas centradas en la persona y con criterios de corresponsabilidad, siguiendo los objetivos de la Agenda 2030. Por ello, hacemos un llamamiento a todos los actores sociales y políticos sobre la inexcusable tarea de poner fin a este fenómeno estructural que provoca, en cada crisis, una reproducción social de los roles de género, un incremento de la desigualdad y el agrandamiento de la brecha de riesgo de pobreza y exclusión social entre hombres y mujeres, cimentando un presente de enorme vulnerabilidad en el que las mujeres se encuentran en situación de mayor desprotección e hipotecando su futuro y el de nuestra sociedad.

Contribuye a la difusión del #8MContraLaPobreza

 

EAPN AndalucíaMANIFIESTO DEL 8 DE MARZO
Leer más

Sensibilizar y visibilizar CaixaProinfancia

Las entidades sociales trabajan la comunicación de forma activa para visibilizar su labor

La Red Andaluza de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en Andalucía (EAPN-Andalucía), coordina el Programa CaixaProinfancia (CPI) a nivel ciudad y territorial, en Sevilla y Málaga, por lo que ha participado en la formación impartida por la Fundación ”la Caixa” para los profesionales del programa con el objetivo de dar a conocer las tendencias actuales y las diferentes posibilidades que nos ofrecen las redes sociales para difundir nuestro trabajo y sacarle el máximo partido a todo el entorno social media.

Las entidades participantes en el programa CaixaProinfancia trabajan la sensibilización de una manera activa, y pautas como las impartidas refuerzan la labor de visibilización tan importante a día de hoy.

Algunas pautas para implantar el trabajo en redes:

  • Los perfiles de las entidades deben estar actualizados, adaptando el contenido a cada red social, sin necesidad de publicar en todos los canales la misma información.
  • ¿Cómo podemos mantener nuestros perfiles activos?:
    – Compartiendo
    – Comentando
    – Generando debate y conversación.
    – Creando contenido propio.
    – Siguiendo las tendencias del sector y compartiéndolas
  • ¿Cómo podemos llegar a más gente publicando? Usando hashtags, siguiendo las tendencias del momento, controlando las horas de publicación…
  • Las publicaciones deben estar siempre acompañadas de una imagen.
  • El hashtag oficial de la Fundación ”la Caixa” es #FundaciónlaCaixa y #CaixaProinfancia el del programa.
  • Podemos mencionar a @fundlacaixa

La comunicación en redes sociales es un pilar más de nuestro trabajo, ya que fomenta la visibilización de las actividades que se desarrollan en el programa de CaixaProinfancia y por tanto, la sensibilización hacia la infancia en situación de vulnerabilidad.

 

EAPN AndalucíaSensibilizar y visibilizar CaixaProinfancia
Leer más